Colaboradores

El Derecho a la intimidad en las redes sociales de internet

“En el pasado eras lo que tenías, ahora eres lo que compartes”

Godfried Boogaard.

Decidí hablar del tema del derecho a la intimidad; porque es un tema del cual no estamos lo suficientemente informados, incluso es un tema que frecuentemente ignoramos al hacer uso de las redes sociales; pues en estas circulan publicaciones en donde diariamente en mayor o menor grado se vulnera o pasa por alto este derecho fundamental de las personas.

No hace mucho tiempo se hizo viral en redes sociales la noticia[i] de la médico residente de la clínica del IMSS de Nuevo León, que subió a su cuenta personal de twitter una fotografía dónde junto con otra compañera, se le ve posando muy sonriente exhibiendo un pie amputado; está fotografía sin duda atrapo la atención de los usuarios de redes sociales; y dio inicio a comentarios de todo tipo, pero sobre todo trajo consecuencias perjudiciales para las residentes quienes aparecían en la foto. Este sólo es un ejemplo de cómo a veces publicamos fotografías en twitter, facebook o alguna otra red social, sin pensar en las repercusiones que se pueden generar tanto para quien publica la foto como para quienes aparecen en ella.

En los últimos años, las redes sociales han ganado gran popularidad sobre todo en personas adolescentes y jóvenes; sólo Facebook la red social más reconocida a nivel mundial; al mes de marzo de 2017 cuenta ya con alrededor de 2,000 millones de usuarios en todo el mundo[ii]  y twitter cuenta con aproximadamente 319 millones de usuarios activos[iii]. Otro dato interesante es que en México, al cierre del año 2016, el país cuenta con 70 millones de internautas, de los cuales el  83% utiliza internet para acceder a las redes sociales; es decir el uso de redes sociales permanece como la principal actividad en línea de los mexicanos.[iv]

Hemos crecido con una generación que invierte una buena parte de su tiempo en las redes sociales, pues estas se “han vuelto indispensables” para compartir, hoy por hoy, publicar fotografías y compartir videos en internet se ha vuelto una actividad común y necesaria para algunas personas; pero quisiera abrir un debate acerca de las siguientes cuestiones: ¿somos conscientes de las consecuencias que esto nos puede traer? tanto a nosotros mismos como a terceras personas, ¿Acaso no contamos con legislación que proteja la intimidad, la vida privada? pues en este ambiente somos expuestos a ser observados potencialmente por millones de usuarios en las redes sociales, sin importar barreras de idiomas y límites geográficos, pues “una imagen vale más que mil palabras”.

Visto desde otra perspectiva: ¿será acaso que al momento de volverte usuario renuncias a tu derecho de intimidad y de vida privada? Y, por otra parte, en el caso de terceros ¿qué derecho tenemos nosotros para exponer una fotografía o un vídeo en donde aparecen terceras personas en situaciones bochornosas, denigrantes o de violencia?

El derecho humano número doce cita el derecho a la intimidad como sigue: “nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio o correspondencia, ni de ataques a su honra o reputación. Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias o ataques”[v], de aquí se desprende que la intimidad es la parte de la vida de una persona que no ha de ser observada desde el exterior; pues toda persona tiene el derecho a controlar cuándo y quién accede a diferentes aspectos de su vida particular.

No obstante, dejando de lado un momento la Declaración Universal de los Derechos Humanos y la legislación mexicana siendo ésta última quizás no muy certera en el ámbito de protección a la intimidad; quisiera apelar a la verdadera conciencia ética y moral de los usuarios, y concientizar en la responsabilidad que conlleva el uso de estas redes sociales; pues gracias a los impresionantes avances tecnológicos es una realidad de hoy la facilidad con la que podemos tomar fotografías en cualquier situación y en cualquier momento; e incluso grabar videos o tomar fotografías “a terceros sin su consentimiento”, por lo tanto, ya no hay secretos, privacidad, ni intimidad. Como bien lo señala el filósofo Fernando Savater, “la intimidad ha dejado de ser un estado corriente pues es invadido para convertirse en algo cada vez más difícil de conseguir, la intimidad es más valiosa porque está secuestrada”.

candado.png

El uso de internet y las nuevas tecnologías nos han traído bondades, pues nos han permitido comunicarnos en tiempo real, compartir la vida en una esfera pública, saber más de otras personas; pero también como nunca antes nos encontramos cada vez más expuestos y vulnerables frente a las intromisiones en la vida privada, pues al momento de compartir se nos ofrece la posibilidad de “divulgar” hechos en ocasiones dañando la imagen y dignidad de terceros, quizás de una manera inconsciente y desinformada; por lo que el uso de redes sociales nos plantea un gran desafío ético y moral para todos los usuarios.

Por lo anterior es de vital importancia reflexionar, qué es lo que nos hace compartir en redes sociales publicaciones de la vida privada de terceros cuando estas son de tipo bochornoso, accidentales o violentas; el morbo, la indiferencia para con los demás, la facilidad con que se puede hacer, la necesidad de que todo mundo se entere del suceso, ganar likes… ¿dónde queda entonces el respeto a la dignidad humana y la imagen de terceras personas?, ¿dónde queda la vida íntima?, aquella esfera delicada que una persona pudiera y desearía guardar para sí misma o sólo para las personas seleccionadas con las que quisiera compartir su vida… ¡maldita o bendita tecnología! nos confronta y nos prueba a cada momento.

privacy.jpg

Si bien es cierto las redes sociales no son ni malas ni buenas en sí mismas, sino que son la herramienta, somos los usuarios quien al final decidimos publicar o no publicar, compartir, o no compartir, es por ello que la educación de los usuarios y la práctica de valores como el respeto, la responsabilidad y el reconocimiento al valor de la propia dignidad humana y de terceros en estos ambientes será fundamental; pues conducirán siempre la manera de escribir comentarios, compartir fotografías o videos propios o de terceros.

 

Es por eso que te exhorto a reflexionar acerca de este tema y te propongo lo siguiente al momento de utilizar tus redes sociales:

  • Piensa antes de publicar. Antes de subir una fotografía a tu red social, analiza quienes se encuentran en la fotografía, si las personas que se encuentran en ellas no se evidencian en una situación vergonzosa o que agredan su dignidad. Recuerda que, aunque existen candados para las publicaciones material que se sube a internet se reproduce como una espiral y es difícil de borrar.

cel.jpg

  • Ponte en los zapatos del otro antes de compartir. Solo nos basta un clik para compartir un vídeo o una fotografía, y en la red social existen videos y fotografías que andan circulando donde se vulnera el derecho a la intimidad incluso de personas que no conoces, pregúntate por un momento, si tu fueras quien apareciera en este video o fotografía en una situación denigrante ¿te gustaría que todo el mundo se enterara de eso?

  • Pide permiso. Puede parecerte exagerado y quizás sería la recomendación más difícil de seguir, pero antes de tomar una fotografía a gente desconocida lo más prudente sería preguntar a las personas si desean aparecer en la fotografía y explicar que se subirá a alguna red social; de esta manera la persona tendrá el conocimiento que se usara su imagen y decidirá si desea o no aparecer en dicha fotografía.

Todas las personas tienen derecho a la intimidad y a la vida privada, de decidir que compartir o no en una esfera pública y con quien, así que respetemos este derecho que quizás más que legislación necesita una verdadera concientización y responsabilidad por parte de los millones de usuarios de redes sociales.

Te invito a que dejes tus comentarios, si te gustó comparte para que esta información llegue a más personas. Sigue leyéndonos en @nación_mx_ y en twitter @davila_a_

Alessia Dávila

[i]  Carrizales D. (21 marzo 2017). Residentes presumen foto con pie amputado en el IMSS. El Universal. Recuperado de: http://www.eluniversal.com.mx/articulo/estados/2017/03/21/residentes-presumen-foto-con-pie-amputado-en-el-imss

[ii] (1º. febrero 2017). Reporte de Facebook gusta; va por 2,000 millones de usuarios. El Economista. Recuperado de: http://eleconomista.com.mx/mercados-estadisticas/2017/02/01/reporte-facebook-gusta-va-2000-millones-usuarios

[iii] Gutierrez O. (9 febrero 2017). Twitter crece a paso de tortuga: llega a 319 millones de usuarios al mes. C net en español. Recuperado de: https://www.cnet.com/es/noticias/twitter-319-millones-usuarios-febrero-2017-q4-2016/

[iv] Asociación de internet.mx. (2017). 13° Estudio sobre los Hábitos de los Usuarios de Internet en México 2017. 11/07/2017, de Asociación de internet.mx Sitio web: https://www.asociaciondeinternet.mx/es/component/remository/Habitos-de-Internet/13-Estudio-sobre-los-Habitos-de-los-Usuarios-de-Internet-en-Mexico-2017/lang,es-es/?Itemid=

[v] Declaración Universal de los Derechos Humanos. Sitio web: http://www.unidosporlosderechoshumanos.mx/what-are-human-rights/videos/right-to-privacy.html

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s