Colaboradores

Yo no “me hice” Feminista, ni me estoy Empoderando.

Por: Fernanda Salgado

Hace no mucho, con algunas amigas, recordamos, entre risas, la “charla” de la menstruación; ya saben, esa que te dan las maestras o tu mamá para que no te mueras de un infarto frente a la taza cuando te suceda. Cuando me tocó compartir mi experiencia comenté que esa plática a mí me la dio mi papá, con dibujos y explicaciones súper detalladas; nadie dijo nada, pero sus expresiones me hicieron suponer que no era lo más normal.

model-1115438_960_720

Pero hago memoria y mi papá lo hizo ver tan natural que en ningún momento sentí pena, o vergüenza, solo pensé en lo molestó que sería pasar por lo mismo cada mes. De hecho me da mucho gusto darme cuenta que mi papá sabía de “pe a pa” todo sobre el tema, sabía de los tiempos, del SPM, de los “accidentes” que pasan al principio y hasta como poner una TOALLA SANITARIA. A la fecha mi menstruación no es un tema que me avergüence tocar con mi papá (ni con nadie), incluso fue él quien me alentó a adquirir una copa menstrual (que por cierto es la mejor compra de mi vida).

 girl-1641215_960_720

¿Por qué menciono a mi papá constantemente? Por si aún no agarras el hilo de la historia, el es hombre y se encargó de darme el conocimiento necesario sobre mi cuerpo y su funcionamiento, para no avergonzarme ni sentir miedo, para cuidarme mejor y aceptarme mejor.

Así como el, es vital que toda la sociedad (no solo mujeres) participe en el empoderamiento de las niñas a través de la información y el conocimiento, porque no conozco, aún, algo más poderoso que esto. No solo en el tema de la menstruación (que me parece importantísimo) sino en temas académicos, de sexualidad e incluso de vida profesional. Una niña cargada de información verídica tiene el poder de decidir sabiamente, de utilizar su libertad de manera proactiva y no solo porque sí, pero sobre todo es capaz de protegerse, proteger y empoderar a otras personas (no solo niñas).

Los invito, mis queridos lectores, a que hoy en el día internacional de la niña, hagamos un poco de reflexión sobre el tema del empoderamiento. La información, el conocimiento y la educación son las únicas armas que veo efectivas para darle poder a una niña, en un mundo donde se ha avanzado mucho pero aún está lejos la equidad de género en su totalidad.

Empoderemos a nuestras niñas, seamos partícipes desde nuestras trincheras, no es cosa solo de padres y profesores, todos como sociedad, estamos en esto: dejemos de hacer tabú temas de gran importancia, dejemos de sacar del salón a los niños cuando se va a hablar sobre la menstruación, dejemos de avergonzar a las niñas y obligarlas a esconder su periodo, hablemos de sexo, hablemos de como cuidarnos, hablemos de arte, de ciencia de lugares al rededor del mundo.  Informemos a nuestras niñas ahora, para que cuando se conviertan en mujeres afirmen:

 Yo no “me hice feminista”, ni me estoy empoderando, YO CRECÍ ASÍ.

girl-102831_960_720

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s