Cáncer de pulmón, próstata y mama, de los principales tipos que se tratan en México

Al celebrarse el Día Mundial Contra el Cáncer, la Organización Mundial de la Salud (OMS) propuso, básicamente, la prevención y el control como los objetivos principales para combatir todos los tipos de cáncer, comentó el Dr. Sergio Zúñiga Sánchez, médico académico de la Universidad del Valle de México Campus San Rafael.

El académico dijo que en México hay incidencia de varios tipos de cáncer como en todo el mundo, pero específicamente en nuestro país, los que principalmente se tratan son los de pulmón, de mama, y de cabeza y cuello.

La Organización Mundial de la Salud indicó que los tipos de cáncer que provocan más fallecimientos anualmente, son los de pulmón, estómago, hígado, colon y mama; no obstante, más de 30% de las defunciones por cualquier tipo de cáncer podrían evitarse si se reducen factores de riesgo, como consumo de tabaco, sobrepeso y obesidad, alimentación inadecuada (es decir, que no consumen suficientes verduras y frutas), inactividad física, consumo de bebidas alcohólicas, infecciones por virus de hepatitis B (VHB) y papiloma virus (VPH), y contaminación del aire.

El Doctor Zúñiga comentó que, entre otros posibles tratamientos, en México se ha venido empleando la terapia génica para controlar el cáncer, aun cuando esta se encuentra aún en desarrollo. La terapia génica se ha venido desarrollando como un método de acercamiento al tratamiento de las enfermedades humanas basado en la transferencia de material genético a las células de un individuo. Habitualmente la finalidad de esta transferencia de material genético es restablecer una función celular que estaba abolida o defectuosa, introducir una nueva función o bien interferir con una función existente, explicó.

Las distintas estrategias de la terapia génica se basan en la combinación de tres elementos clave: el material genético a transferir, el método de transferencia y el tipo celular que incorporará dicho material genético. Inicialmente, la atención se centró en el tratamiento de las enfermedades hereditarias monogénicas, pero posteriormente, la mayor parte de los ensayos clínicos han abordado el tratamiento del cáncer.

Otra alternativa es el uso de agentes anti neoplásicos, mencionó el Dr. Sergio Zúñiga, quien agregó que se han descubierto nuevos agentes, menos tóxicos y más específicos para el tumor cancerígeno. “Los distintos fármacos que existen para el tratamiento de cáncer, cada vez son más específicos y van directo al tumor, inciden en determinadas fases de crecimiento o de la reproducción celular, siendo la manera en que estos abordan a los tumores o a las células tumorales como la manera más efectiva de tratarlos” comentó.

Recordó que los agentes anti neoplásicos que se usaban en el pasado podían provocar efectos adversos como una neuropatía, retinopatía o, podían dañar más células sanas más allá de las tumorales. “Hoy en día se busca que el tratamiento sea más específico y que no tenga tantos efectos adversos”, dijo.

Otra alternativa respecto al tratamiento contra el cáncer, es favorecer el sistema inmunológico, es decir, “nuestra propia respuesta natural es combatir infecciones bacterianas o virales; ahora se dirigen en contra de los tumores, ya sea para reforzarlas o para incrementarlas. Un ejemplo ideal son las vacunas, tenemos la vacuna contra el VPH, sabemos que incide de manera directa a reducir el cáncer cérvicouterino en el caso de la mujer”, concluyó.

Anuncios

Categorías:Noticias MX