RESTAURAR NUESTRA TIERRA, UN RETO GLOBLAL

Por: Marlene Martínez

Fotos: Marlene Martínez

El Día Mundial de la Tierra fue celebrado por primera vez el 22 de abril de 1970 en los Estados Unidos, desde entonces millones de personas desde distintas partes del mundo realizan múltiples actividades con el objetivo de concienciar a la humanidad sobre los problemas generados por la superpoblación, la contaminación, la conservación de la biodiversidad y otros problemas ambientales.

A pesar de los esfuerzos realizados, el panorama es poco alentador, ya que los océanos siguen llenándose de plásticos, millones de personas sufren las consecuencias de las temperaturas extremas, de los incendios forestales y las inundaciones, además de las pandemias sanitarias que muestran una fuerte relación con la salud de los ecosistemas.

“Restaurar nuestra Tierra” es el tema de la jornada mundial para este 2021, que rechaza la idea de que las únicas opciones para salvar al planeta sean mitigar o adaptarse a los impactos del cambio climático y otros daños ambientales.

La comunidad científica, organizaciones no gubernamentales, empresas y gobiernos de todo el mundo estudian los procesos del  sistema natural y las nuevas tecnologías verdes para restaurar los ecosistemas y los bosques, conservar y reconstruir los suelos, mejorar las prácticas agrícolas, restablecer las poblaciones de la fauna y la flora silvestre.

A pesar de los esfuerzos actuales, la biodiversidad se está deteriorando en todo el mundo a un ritmo sin precedentes.  Según datos de la asociación World Wildlife Fund (WWF) la humanidad tiene nueve años para recuperar la biodiversidad dañada, conservar los espacios que aún quedan en buen estado y revertir la pronunciada curva de pérdida de biodiversidad.

En los últimos 50 años la actividad humana ha motivado la desaparición del 68% de las poblaciones de especies de la tierra, explica un informe llamado Planeta Vivo 2020 que proporciona evidencias científicas sobre la salud del planeta.

Además menciona que una de cada cinco especies está en peligro de extinción debido exclusivamente al cambio climático, a pesar de los significativos esfuerzos de mitigación. En los puntos calientes para la biodiversidad se prevén algunas de las tasas de pérdida más elevadas.

Sin dejar de mencionar los patrones actuales de consumo humano, desde 1950 hasta el día de hoy se han fabricado aproximadamente 8 mil 300 millones de toneladas de plástico de un solo uso, que refuerzan la insostenible cultura de usar y tirar, de acuerdo con datos de Greenpeace.

Y es que pesar de todos los avances tecnológicos, la humanidad sigue dependiendo por completo de ecosistemas saludables para disponer de agua, alimentos, medicamentos, ropa, combustible, refugio y energía, por mencionar algunos ejemplos de lo que la naturaleza es capaz de proveer.

Desliza para ver más imágenes 🌎

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: