EL ENFOQUE HISTÓRICO CULTURAL: OPCIÓN VIABLE PARA LA ESCUELA LATINOAMERICANA.

Autor: Dr. José Zilberstein Toruncha.

Rector del Campus Tequis, de la Universidad Tangamanga. SLP.

Doctor en Ciencias Pedagógicas.

El Enfoque Histórico Cultural reconoce el desarrollo integral de la personalidad de los escolares, como producto de su actividad y comunicación en el proceso de enseñanza aprendizaje, en el que actúan como dos contrarios dialécticos lo biológico y lo social. Se considera el iniciador de esta propuesta a Lev Semionovich Vigotski (1896-1934). Hoy muchos Constructivistas asumen dentro de su concepción, planteamientos de Vigostki.

Desde la Didáctica este Enfoque reconoce y sistematiza un conjunto de categorías didácticas (objetivo, contenido, método, formas de organización, medios y evaluación) que se rigen por esos principios y condicionan el tipo de aprendizaje a lograr en los estudiantes, a partir del fin de la educación para cada país o nación. (Labarrere, G. y G, Valdivia, 1988, Davidov 19878, 1988, G. Labarrere 1988, M. Silvestre 1999, M. Silvestre y J. Zilberstein 2005; Castellanos y otros, 2001).

En esta propuesta se niega dialécticamente el enfoque tradicionalista de la enseñanza, y se asume que el docente es un educador que incentiva, potencia, promueve el desarrollo de la actividad independiente en la búsqueda de nuevos conocimientos, favorece el surgimiento de nuevas y variadas motivaciones e intereses personales, la formación de valores, de sentimientos, que en sentido general promueva la formación de la cultura.

La sociedad y la escuela en particular, deben reconocer que su papel es el de formar diferentes personalidades y que estas sean activas, independientes, creativas, sensibles y comprometidas con lo que ocurre a su alrededor. Para este Enfoque, los actos de interacción entre los alumnos, dependen de la interrelación dialéctica entre lo que ocurre en el interior de cada uno de ellos y lo que se produce en la propia interrelación entre sujetos. Es por ello que una categoría fundamental de este Enfoque es la mediación. En la Fig. 1 se resumen los elementos esenciales de este Enfoque, el cual hemos elaborado como una sistematización teórica y que asumimos sin pretender plantear que todos los autores los incluyen a todos en sus obras.

Fig. 1. Principales Categorías del Enfoque Histórico Cultural. Elaboración propia.

Este Enfoque asume que “sólo es buena aquella enseñanza que se adelante al desarrollo” (Vigotski, 1987: 218), lo que revoluciona lo asumido con anterioridad por otras tendencias, para lo cual reconoce partir del diagnóstico del estado real, lo que permitirá propiciar nuevos estadios en el desarrollo. El conocimiento del proceso de enseñanza aprendizaje, no puede hacerse sólo teniendo en cuenta el interior del sujeto, sino también debe considerar la actividad, la comunicación y la socialización.

Leontiev, seguidor de Vigostki, planteó que “la actividad es una unidad (…) no aditiva de la vida del sujeto corporal (…) es la unidad mediatizada por el reflejo psíquico, cuya función real consiste en que orienta al sujeto en el mundo objetal.” (Leontiev, 1982: 265) Para que el aprendizaje sea significativo los estudiantes deben realizar con el contenido de enseñanza: actividad cognoscitiva, práctica y valorativa, lo que conduce a su apropiación consciente y duradera. “Como resultado del proceso de apropiación o dominio tiene lugar la reproducción por el individuo de las capacidades y funciones históricamente formadas.” (Leontiev, 1982: 258)

Por otra parte, la “comunicación es expresión actual del sujeto intencional, quien construye activa y permanentemente su sentido y su expresión actual, y por otra, en este proceso se producen consecuencias que la persona no necesariamente concientiza y que pueden o no actuar como elemento de desarrollo.” (González, 1995: 7)

La comunicación puede ser de naturaleza verbal, cuando por ejemplo nos expresamos verbalmente con una intencionalidad, y de naturaleza extraverbal, como cuando colocamos la palma de la mano sobre el hombro de un estudiante para reconocerle una buena acción o expresamos en el rostro alegría por lo logrado por nuestros alumnos. Para el Enfoque Histórico Cultural, la influencia social, la influencia del grupo del grupo, es uno de los factores más importantes en el desarrollo individual, sin desconocer lo genético. Se asume que el hombre llega a elaborar la cultura dentro de un grupo social y no solo a partir de lo individual (Leontiev 1982).

“La cultura crea formas especiales de comportamiento, modifica la actividad de las funciones psíquicas, construye nuevos estratos en el sistema en desarrollo del comportamiento del hombre (…) En el proceso de desarrollo histórico, el hombre social cambia los medios y procedimientos de su comportamiento, transforma las actitudes y funciones naturales, elabora y crea nuevas formas de comportamiento, específicamente culturales.” (Vigotski, 1987: 93)

Se atenderá a la influencia del grupo o de los grupos y trabajar para estimular los procesos de socialización entre sus integrantes, a la vez de motivarlos por aprender. La propuesta de metas comunes, el intercambio de opiniones, la discusión abierta y respetuosa, desarrolla los procesos de interacción social que se dan en los grupos y favorece el aprendizaje de los alumnos y a su vez el desarrollo individual de cada uno de sus integrantes.

Estimular las potencialidades de los grupos a que pertenecen los individuos que aprenden, potencia a su vez la individualidad de sus miembros, siempre y cuando esto se propicie, pero a su vez hace que los grupos adquieran compromisos comunes, se propongan metas que les permitan llegar a nuevos estadios en el trabajo grupal. Como cierre de este trabajo se reconoce que una enseñanza y un aprendizaje desarrollador, deben considerar la unidad entre la instrucción, la educación y el desarrollo. La escuela debe ser una institución formadora de cultura, que a su vez la irradie a la comunidad y la sociedad en general.

REFERENCIAS.

• Castellanos, D y otros. (2001). Hacia una concepción del aprendizaje desarrollador. Colección Proyectos. Instituto Superior Pedagógico Enrique José Varona. La Habana. Cuba,
• Davidov, V. (1987). Análisis de los principios didácticos de la escuela tradicional y posibles cambios en la enseñanza en el futuro próximo. En: Psicología evolutiva y pedagógica. Editorial Progreso. Moscú.
• Davidov, V. (1988). La enseñanza escolar y el desarrollo psíquico. Editorial Progreso. Moscú.
• González Rey, F. (1995). Comunicación, personalidad y desarrollo, Editorial Pueblo y Educación. La Habana. Cuba.
• Labarrere, G. y G, Valdivia. (1988). Pedagogía. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. Cuba.
• Leontiev, A. N. (1982). Actividad, Conciencia y Personalidad. Editorial Pueblo y Educación. La Habana, Cuba.
• Silvestre, M. (1999). Aprendizaje, educación y desarrollo. Editorial Pueblo y Educación. La Habana. Cuba.
• Vigotsky, L. (1987). Historia del desarrollo de las funciones psíquicas superiores. Editorial Científico Técnica. La Habana, Cuba.
• Zilberstein, J. y Silvestre, M. (2005). Didáctica desarrolladora desde el enfoque histórico cultural. Ediciones CEIDE. México.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: