Economizar puede generar un descanso emocional y traer de vuelta el espíritu navideño

Ciudad de México, 21 de diciembre de 2021. La Navidad se ha vuelto una época de alto consumo en la que se vive una fuerte presión para expresar el cariño a través de regalos físicos, lo que, por su alta exigencia económica y de consumo puede provocar estrés y ansiedad, advirtió la Mtra. Delia Acosta Beltrán, Psicóloga de la Universidad del Valle de México, quien compartió algunas recomendaciones para recuperar el espíritu navideño y el descanso emocional. 
 
La Mtra. Delia Acosta recordó que en los último dos años se ha vivido uno de los periodos más complicados de la historia contemporánea debido a la pandemia de COVID 19, en el que muchas familias perdieron sus fuentes de empleo, otras se endeudaron para cubrir los gastos médicos ocasionados por el COVID 19 y otras más perdieron seres queridos; todo ello, en medio del abrupto cambio en las actividades cotidianas. 
 
La época Navideña, explicó la académica de UVM Campus Chihuahua, puede provocar estrés, depresión y ansiedad económica, sensaciones que son provocados principalmente por la nostalgia ante la falta de convivencia familiar o porque, en ocasiones, no es posible cumplir con los parámetros exigidos socialmente, tales como el regalo o la cena perfecta, “porque no se tiene el dinero suficiente para festejar como se quisiera”.
 
Adicionalmente, se suma la nostalgia de no poder estar con los seres queridos, en algunos casos por las restricciones de los viajes, por el aislamiento que aún existe, por la pérdida del poder adquisitivo a causa del alto costo de los productos y la angustia de contagio por COVID 19 al tener que salir a hacer compras. 
 
Ante estas circunstacias la psicologa Acosta indicó que es necesario regresar a la época en donde lo que importaba durante las fiestas decembrinas era estar reunidos y no dar regalos. Lo importante es retomar la costumbre de la Navidad como una época de solidaridad, de brindar esperanza; en la que las personas puedan compartir con sus seres queridos sin que medie la necesidad de gastar sumas de dinero. 
 
Cómo recuperar el espíritu navideño
 

  1. Adornar en fechas tempranas el hogar reciclando nuestros elementos decorativos para no gastar. 
  2. Recorrer la ciudad en auto sin bajarse de él, para disfrutar viendo las calles adornadas con motivos navideños. También es posible, llevando cubrebocas y gel antibacterial, visitar esos mismos espacios al aire libre y pasear, además de tomarse algunas fotografías en esos espacios decorados.
  3. Con las debidas precauciones, lleva a cabo tus cenas de Navidad o Fin de Año con tus seres queridos, no tiene que ser una cena cara o perfecta, sino tiene que ser compartida. No te presiones por la perfección. 
  4. Utilizar los medios electrónicos para estar en contacto con tus seres queridos que viven lejos y hacer dinámicas para compartir experiencias de manera virtual. 

 
“Lo más importante, debes consentirte a ti mismo, reflexionar en lo que se quieres o necesitas. Regresar a lo que nos haga felices, en donde no haya necesidad de tener una cena perfecta, la fiesta o regalos perfectos. De esta manera la Navidad no tendría que ser tan complicada”, expresó. 
 
La Mtra. Delia Acosta indicó que es importante aceptar que no todo estará en nuestras manos y no todo lo podremos cambiar, por lo tanto, se debe pensar en qué sí podemos hacer ante la situación que vivimos y planificar para evitar la incertidumbre.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: