Tecnología para videoconferencias y dispositivos móviles, aliados de la medicina y la salud que ayudan a salvar vidas

  • Hace falta ofrecer servicio de telemedicina en el sector público: 53%
  • 63% opina que la telemedicina puede solucionar los problemas de cobertura de salud

 
Ciudad de México.- Estos meses de pandemia pudimos ser testigos de la importancia de la tecnología en nuestras vidas y las múltiples actividades que podemos hacer vía remota. En temas de salud, la tecnología ha sido una gran aliada, disponible desde los dispositivos cotidianos, por ejemplo el teléfono celular es utilizado por 44% para medir la actividad física o el ejercicio; 40% para medir las horas de sueño; o para contabilizar las calorías o la frecuencia cardíaca (27%).

En el estudio Telemedicina: desafíos y alternativas de la práctica médica realizado por el Centro de Opinión Pública de la Universidad Tecnológica de México, 84% piensa que tener consultas médicas vía remota será cada vez más común y 56% considera probable que ya no será necesario acudir físicamente con un médico para diagnosticar una enfermedad. 79% también también está de acuerdo que con las herramientas tecnológicas disponibles en la actualdad es posible tener una consulta médica desde cualquier lugar.

Telemedicina en México

75% ha escuchado de profesionales de la salud que prestan sus servicios de salud a distancia, ya sea para promover, prevenir, diagnosticar o tratar a los pacientes utilizando la tecnología para comunicarse vía remota. Un número importante no solo conoce de esta práctica médica, también 74% coincide que México debe impulsar la telemedicina y 63% percibe que los mexicanos estarían interesados en recurrir a esta práctica. 

Aunque 63% está de acuerdo en que este tipo de servicio solucionaría problemas de cobertura de salud, únicamente 32% concuerda que la población mexicana cuenta con recursos tecnológicos para  tener acceso a este tipo de servicios.

Ventajas de la Telemedicina 

73% concuerda que esta práctica medica, con ayuda de la tecnología y de la comunicación vía remota, es una alternativa que puede reducir los costos de los hospitales y clínicas; 89% está de acuerdo en que ahorra tiempo al paciente; 80% que es práctico para los médicos; 70% opina que ahorra dinero al paciente y 70% que será más accesible el costo de las consultas.

Entre los aspectos que la población considera importantes en relación con la telemedicina es que el personal médico dedique el tiempo que se requiere para atender al paciente (98%); 90% contar con disponibilidad de especialistas; 95% más horarios para la consulta y 95% conseguir una cita en corto tiempo. En un contexto de virtualidad resalta que 96% subraya la importancia de la confidenciaidad médico-paciente; 96% los avisos de privacidad y 95% que los datos estén seguros en línea.

53% considera que ofrecer el servicio de telemedicina hace más falta en el sector público, 5% en el privado y 42% indica que se necesita en ambos.

Medicina a distancia o presencial

54% está de acuerdo que los servicios ofrecidos por la telemedicina son de tanta calidad como un servicio presencial; 48% piensa que los servicios médicos a distancia pueden ser igual de efectivos que si fuera en persona, para 10% sería más efectiva, para 23% menos efectiva. Sobre la relación médico paciente, 44% señala que será tan cercana como si fuera en persona, 9% lo percibe más cercana, 24% tan distante como lo es en persona y 23% más distante. Incluso, entre aquellos que han recibido un servicio de salud vía remota (por videollamada o WhatsApp) considera que fue igual de bueno que el recibió de forma presencial (76%) y más de la mitad de la población afirma que la atención médica realizada por una video llamada o WhatsApp le insipra confianza. 

La disposición de consultar a un profesional de la salud mediante una video llamada o vía remota puede incrementarse o decrecer en función de a situación presentada, por ejemplo, un mayor porcentaje consideraría buscar un servicio de telemedicina para dar seguimiento a una consulta (88%); ante un padecimiento leve (84%); mismo porcentaje para consultar a un médico que está en un sitio lejano; 84% para una consulta psicológica o de nutrición (85%). Pero disminuye la disposición ante una emergencia (62%), o en un caso de atención pediátrica (62%).

Aunque la disposición a tener un servicio médico a distancia puede incrementar dependiendo de la condición, del especialista, la distancia, el dinero, entre otros factores es innegable la necesidad de la pobación de contar con servicios profesionales de salud. Estos profesionales a juicio de los entrevistados es muy importante que manejen nuevas tecnologías para efectuar un diagnóstico (69%), para 67% es muy importante que manejen nuevas tecnologías para indicar un tratamiento y 80% destaca la ética profesional. De igual manera enfatizan que las universidades que forman a los futuros médicos deben estar a la vanguardia en cuanto a avances tecnológicos (40%) y el conocimiento y usos de nuevas tecnologías para efectuar un diagnóstico 37%.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: